martes, 14 de septiembre de 2010

El Evangelio Según Audio


Ko-Ko, Parker-Davis-Gillespie

"We are the music-makers, And we are the dreamers of
dreams, Wandering by lone sea-breakers, And sitting by
desolate streams; World-losers and world-forsakers,On whom the pale
moon gleams: Yet we are the movers and shakers Of the
world for ever, it seems."
- Ode, Arthur O'Shaughnessy

Sonido como la realidad, como salvación. Sonido como milagro de los cielos y las profundidades. Sonido como espectro que lo embarca todo. Retroactivo. Amante. Solo existe el sonido. Aquella energía que se propaga afuera, afuera, afuera de todo limite, de toda restricción que forma los adentros. Como dulce golosina. ¿Quien entre nosotros es el humano noble? Escúpanos la nobleza, renunciemos al amor. Yo veo el universo y solo puedo entenderlo a través de la música, una melodía eterna, que contiene todo lo existente, lo que fue y será; lo necesario. Nuestras penurias, aquellas notas bajas afectivas son quimeras vibratorias. Cioran narrándonos acerca de la mas magna de nuestras tragedias dijo, “dios mismo no es mas que una alucinación acústica”. El cielo es escarlata, el infierno multicolor por donde meteoritos caen y chocan. Los violines comenzaron a sonar. La música es verbo. Se manifestó en partículas juguetonas.

[Vectores, velocidad, dirección]
[Ondas, ondas, odas]

Yo creo que no existe belleza más alta que el evangelio según el audio. He experimentado mi esencia no-esencia, ese sentimiento, ese agujero negro que furiosamente aspira ilusiones que forman realidades. Eh vivido la contradicción, y consagrado las condiciones para olvidarme y recordarme. Nietzsche anuncio una boda entre lo negro y lo blanco. Yo interpreto y bendigo tal unión; la empírica y el misticismo son los múltiples padrinos y madrinas. Esta celebración de convencer al grito, al eco, al que lo escucho, al que lo grito, donde se grito y que se grito. Y todos los disparates que intentan limitar lo infinito a un modelo finito, y convencerse de su legitimidad. Las formulas disciplinan lo inesperado, clasificando hacia cementerios.

Confundir detalles. Detalles.
De escapar. De escapar.
Y regresar con regalos y pasteles de ciruela.
De eso de trata, de una fuga.
Buscar un refugio.
Y luego estallar.

Prefiero vivir un día terrícola en una nebula, nube cósmica de fragancias deliriosas y muerte segura, que mil años de riqueza en la tierra. Así es mi convicción. Así es mi peligro y mi acertijo. Promulgo nada más que la complejidad. Miren sus dedos y sientan la cuantificación tomar posesión de ustedes. Ese terror también es parte del mundo natural. Murciélagos en la cara de aquel gigante caído. Se lame su sudor como se lame una pagina virtual, como se chupa una vulva ensangrentada, como se muerde un arcó iris agonizante, como se acaricia un dato prejuicioso o como se succiona un pene moribundo, todos con sutileza pero con fuerza, con estilo y persistencia, con honradez de que algo santo y rico y bueno brotara de la profundidad. Oscuro y acuoso este acontecer entre la maleza concreta.

Bendita seas entre todas las mujeres y bendito sea el fruto de tu templo.

Rituales, fuego y serpientes. Cánticos de salvación.
[Analoga y Digital]
Disparates re-lisiosos de fiebre perenne:
de utopias, tecnes y raciocinios burdos, sin estilo y aburridisimos.
[Datos y Bienaventuranza]
Son míos y de ellos. Con vida y cultura. Vomito y cerezas. Gritos y esperanza.

No creo.

Un demonio ofrece lanzas y pociones de azufre y éter.
Se usaran como escudos contra la morfina política
o la quimera de extasis mesianico.
[Apatía-Empatía]

La mentira que es el mundo. El espejismo. Maya. Ofrezco una compostura que derrita el caparazón de nuestras razones. Y que acentué los objetos, los sujetos y las relaciones. Y desde luego los monstruitos que moldean las razones, inductivas, deductivas, ecuaciones monumentales. Extrapolaciones morales en todo artefacto que nuestra percepción parlanchina conjuro. Los chistes sin buena ejecución. No “que”, Sino “como”. ¿Quien aguanta a un coloso bocón? Tienden a ser sordos. El gran Satán Mr. Waits ya bendijo las balas que usaremos en la casaría. Llego el anti-funk de la taxidermia, quiso catalogar, momificar. Quiso consagrar al mundo a la cuantificación. Aristóteles, Adán, Newton y Einstein le dieron nombre. Solo falta contarlos. ¿Y luego precisarlos no?

Reconciliación; el sexo como el acto mas puramente re-ligioso. Volver a unir, no a un Todo, sino a una Nada. Su etimología se adhiere perfectamente a esa premisa.

Pretende que todo esta bien.
Pretende que te amo.
Pretende que aquel minotauro no existe.
Pretende que me amas.
Pre///tende (Psicoticamente) que no hay algo más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario